Skip to Content

Visor

Transgénicos sin miedo según J.M. Mulet.

CAPÍTULO 6: Transgénicos y medio ambiente. La contaminación invisible...o inexistente.

Dentro de este capitulo merece la pena destacar algunas historias o situaciones que recoge este. La primera la pintada en la Universidad de Lleida por grupos anti transgénicos donde ponía "Els cientifcs son els capellans del segle XXI" o "Els transgénics maten la biodiversidad". Pero no explica a que se refiere, si a un fármaco, jabón con enzimas... J. M Mulet defiende que si les preocupa la biodiversidad a los autores de estas pintadas, no deben sembrar ya que un campo es un terreno donde conviven y crean relaciones diferentes especies de flora, fauna etc, por lo que la biodiversidad se altera a la hora de cultivar.

Otra situación que es importante es que en los últimos años se ha producido una importante erosión genética, cada vez nuestra alimentación depende de menos plantas y menos variedades. Y esto no es culpa de los OGM ya que esta erosión se esta produciendo también es especies donde todavía no hay OGM disponibles. Con lo que decir que los transgénicos acaban con la biodiversidad es no tener ni idea del tema.

Por último destaca en EEUU una compañía privada que certifica que un producto no contiene OGM. Su símbolo es una mariposa monarca. Lo interesante es que cuando se secuenció el genoma de este animal se vió que había incorporado genes de otra especie por lo que era un transgénico natural. Así que un transgénico natural es el icono que certifica que tu comida no lo es.    

 

     

CAPÍTULO 7: Transgénico rico, transgénico pobre. Aspectos sociales de la tecnología

Las semillas OGM suelen ser más caras que las convencionales. Sin embargo los agricultores las siguen comprando. Cuando un producto no funciona o no le gusta al público desaparece como la nocilla de fresa o la cerveza de CocaCola.

Un ecologista dijo que los transgénicos eran malos porque no tenían sabor, tenían menos nutrientes y causaban enfermedades. No se entiende porqué le preocupaban. Un producto así no puede triunfar nunca porque todo son inconvenientes, así que o lo que dice el ecologista no es cierto o los OGM desaparecerán solos. Pero resulta que los transgénicos siguen aumentando la superficie sembrada y el número de variedades crece casa año.

Cuando uno piensa en transgénicos lo primero que se le viene a la cabeza es Monsanto, empresa considerada el monopolio de los transgénicos. Monsanto ha recibido todos los palos por ser la primera empresa que tuvo transgénicos en el mercado. Gran parte de la mala fama de Monsanto ha sido la plataforma de vídeos Youtube, que le ha sustituido al cuñado como máxima fuente de autoridad y conocimiento en cualquier tema. Entre muchas acusaciones que se le han hecho a esta empresa figura la de ser responsable d4 la fabricación del agente naranja y haber causado estragos entre la población civil de Vietnam durante la guerra. La realidad es que Monsanto, con sus aciertos y errores, es solo una empresa que entre otras vende semillas transgénicas y que una crítica que se le puede hacer es su política agresiva de comprar otras compañías y que a veces no son respetuosos con los trabajadores de las empresas compradas como pasó con Agracetus, entre otras.

 

CAPÍTULO 9: Etiquetar o no etiquetar. Una interesante cuestión

El etiquetado es básico para saber que estamos ingiriendo, de donde viene  y hasta cuando es seguro consumirlo. Para J M Mulet  no es necesario en el caso de los OGM puesto que no aporta nada al consumidor .El azúcar de una remolacha OGM es igual que el de una remolacha no OGM. La diferencia es un trozo de ADN y la proteína que codifica, que posiblemente estés ingiriendo de manea natural con alguna bacteria y que en tu estómago va a quedar reducida a nada. El científico defiende que el objetivo de Greenpeace es dejar mal a las grandes multinacionales de la alimentación y bien a las que tienen línea ecológica.

Comparte una experiencia personal en la que cuenta que en el supermercado de debajo de su casa pusieron en el lineal unos huevos etiquetados claramente como " de gallinas alimentadas de soja y maíz no OGM". Valían el doble y solo venían diez por cartón. Tres meses después ya no estaban. Por las mismas fechas llegó una harina de maíz para arepas de una marca sudamericana. El paquete venía correctamente etiquetado como "contiene maíz OGM". Actualmente sigue en el mercado.

CAPÍTULO 12: ¿Y después de los transgénicos qué?

 Últimamente solo se ha oído hablar de la técnica CRISPR, que significa repeticiones polindrómicas cortas interespaciadas y agrupadas regularmente. La mayoría han recogido los nombres de Jennifer Doudna y Emmanuelle Charpentier como inventores pero lo cierto es que el primero que caracterizó la secuencia bacteriana que utiliza esta técnica fue el español Francis Mojica, de la Universidad de Alicante. 

La tecnología CRISPR basado es un sistema que de forma natural utilizan las bacterias, nos permite un paso más adelante, ya que podemos editar el ADN del propio organismo. Sus ventajas respecto a los OGM son muchas. En el caso de enfermedades genéticas, a menudo son debidas a cambios mínimos en la secuencia y esta técnica nos permite corregirlos.

Es importante resaltar que cuando aparecieron los OGM la mejora genética o la mutagénesis inducida no desaparecieron. Simplemente los OGM permitieron algo que las técnicas antiguas no permitían. Por lo que el CRISPR permite unos casos y los OGM otros.

 

Un organismo genéticamente modificado u organismo modificado genéticamente, también llamado transgénico erróneamente, es un organismo cuyo material genético ha sido alterado usando técnicas de ingeniería genética.​​

Una semilla transgénica es aquella a la que, de forma artificial, se la ha insertado un gen o genes de otras especies para obtener propiedades distintas a las originales: cultivos que producen su propio insecticida, plantas resistentes a herbicidas, frutos con larga vida de anaquel etc.

El Agente Naranja fue uno de los herbicidas y defoliantes utilizados por los militares estadounidenses como parte de su programa de guerra química en la operación Ranch Hand, durante la Guerra de Vietnam.

El ácido desoxirribonucleico, conocido también por las siglas ADN, es un ácido nucleico que contiene las instrucciones genéticas usadas en el desarrollo y funcionamiento de todos los organismos vivos1​ y algunos virus; también es responsable de la transmisión hereditaria. La función principal de la molécula de ADN es el almacenamiento a largo plazo de información para construir otros componentes de las células, como las proteínas y las moléculas de ARN.

Las proteínas son moléculas formadas por aminoácidos que están unidos por un tipo de enlaces conocidos como enlaces peptídicos. El orden y la disposición de los aminoácidos dependen del código genético de cada persona.